¿Conoces a los Club Kids? el origen de la moda queer que resurgió

Foto: Out Magazine

Nada está inventado desde el polvo y toda creación tiene su proceso. La moda que impusieron los “club kids” en los 80s y 90s en Nueva York, hoy recorre los clubs nocturnos de toda Latinoamérica, pero con su propia impronta latina y temporal. El ser un chico de club también excede ese espacio y este movimiento también se expresa a través de diferentes formas artísticas.

 

La estética “club kid” era de vanguardia para el momento. Estilos andróginos que buscaban empujar los límites de la moda y el arte. La mayoría de sus prendas eran usualmente hechas por ellos mismos, así que eran piezas únicas. Los diseños eran alucinantes y tenían su toque especial de hecho a mano junto a su estilo punk.

¿Cómo nacen los Club Kids?

Los pioneros reconocidos son Michael Alig y James St. James, ellos eran personalidades reconocidas en el circuito nocturno de Nueva York. Comenzaron a organizar fiestas temáticas en la escena “under” de clubs nocturnos de la ciudad. Debido al éxito de estas, saltaron a ser anfitriones en los mejores lugares nocturnos y junto con grandes públicos generaron el impacto social para que todos sepan de los “club kids” al final de los 80s.

Foto: DMAG

Estas personalidades e incluso algunas nuevas generaciones brillaron durante los 90s. Los “club kids” de esa época abrazaban el espíritu de la deconstrucción en su proceso creativo y sus looks seguían siendo vanguarida. De esta época surgieron figuras que aún siguen en la industria del entretenimiento como Ru Paul, Amanda Lepore, Lady bunny.

¿Qué fue del elenco original?

Así como eran over-the-top en sus atuendos, lo eran en todo. Lo excesivo y lo hedonista los representaba muy bien porque vivían de la misma manera en que vestían. En el afán de perseguir el placer constante, el abuso de sustancias psicoactivas se convirtió un problema complicado dentro de la comunidad y en los ambientes en que se encontraban.

En 1996 fue un punto crítico para el colectivo cuando Michael Alig junto a su compañero de cuarto Robert Riggs asesinaron a un reconocido dealer, Andre Melendez. El crimen fue descubierto el año siguiente y computaron condenas de 10 a 20 años para ambos por el delito. El deterioro general por el abuso de sustancias y este detonante llevó a la desarticulación del movimiento original a fines de los 90s.

Sazón Latino contemporáneo

La esencia de los “club kids” sobrevivió en la moda y fue retomada en Nueva York por cantantes como Lady Gaga que basa todo su aesthetic en esta identidad. Las figuras egresadas del origen del movimiento son en su mayoría Drag Queens, como Rupaul, figura reconocida de manera mundial por su programa Drag Race, en el cual un grupo de Drag Queens compiten por el reconocimiento de ser la mejor en este arte performático.

El auge del arte “drag” en Latinoamérica llega de la mano de Drag Race y tiene expresiones locales reconocidas, como el cantante brasileño Pablo Vittar. Su música y esta moda de lo excesivo está vigente en los clubs nocturnos de todos los países hispanohablantes en América.

 

Si bien el movimiento como tal brilló solamente durante dos décadas, todo se transforma y la moda club kid trascendió ese hecho histórico y sigue vigente. En la actualidad todos encontramos “club kids” locales que nos acompañan en nuestras salidas nocturnas, los reconocemos a metros de distancia por sus atuendos, o tal vez, lo encontremos en un espejo si nos animamos a ser uno aunque sea por un fin de semana.


Fuentes:

MÁS EN Moda