Separación de residuos en casa ¿por qué es importante?

La separación de residuos en nuestra casa consiste en la clasificación entre reciclables y orgánicos. Es importante porque:

  1. Colabora con el proceso de reciclaje de tu ciudad

  2. Es bueno para el medio ambiente

  3. Reduce la contaminación

  4. Ahorra energía

  5. Reduce el consumo de recursos naturales

Sabemos que actualmente llevamos una vida muy agitada y no contamos con tiempo suficiente para incorporar actividades que consideramos que pueden ser una tarea complicada. Sin embargo, con un poco de organización podrás separar los residuos y colaborar con el cuidado del medio ambiente.

Existen distintas formas de hacerlo y si lo logras incorporar en tu rutina diaria te darás cuenta que no es tan complicado y no requiere tanto tiempo.

El reciclado es un proceso que consta de múltiples etapas en las que se ven involucradas distintas personas y organizaciones. Sin embargo, la primera etapa es una de las más importantes ya que facilita y agiliza todo el desarrollo del proceso. Por esta razón es muy importante aprender a reciclar.

Para comenzar, los residuos se clasifican en reciclables y no reciclables. A su vez, dentro de los no reciclables se encuentran los residuos orgánicos que pueden compostar y volver a la tierra como abono. El resto de los residuos no reciclables en muchos casos se los considera peligrosos, en ese caso existen plantas de tratamiento que son las responsables de administrar estos productos para que no impacten en el medio ambiente. Por ejemplo el caso de las baterías o pilas, como también solventes o pintura.

¿Cómo hacer?

Primero, consigue 3 lugares de almacenamiento para cada tipo de residuo. Es importante tener distintos tipos de contenedores adecuados a las necesidades porque esto hace el reciclado más eficaz y ágil.

En linea verde recomiendan seguir instrucciones de color para respetar el lugar de cada material que se busca clasificar

Segundo, aprende qué elementos se puede reciclar:

  1. papeles

  2. cartones

  3. botellas de vidrio

  4. recipientes de plástico

  5. latas de aluminio

  6. envases de telgopor.

En tercer lugar, es muy importante que estos elementos se encuentren limpios y sin resto de comida o productos que no puedan ser reciclados. Sin este paso, será en vano el esfuerzo de separar residuos.

¡Ahora sí, manos a la obra!

MÁS EN Ecología