¿Cómo iluminar un espacio pequeño? Tips para mejorar la iluminación

Foto: Make Over

La buena iluminación de un espacio es un paso más dentro de la decoración, y tal vez, uno de los más importantes para crear la atmósfera idónea. Pero si además posees un apartamento de un ambiente, o un piso pequeño, el juego o arreglo lumínico es aún más importante, pues dependerá de este que el espacio parezca de mayores dimensiones.

Antes de decidir qué tipo de lámparas o luminarias comprar, debemos identificar qué tipo de luz tiene nuestra vivienda o el espacio que queremos alumbrar.

Foto: My Domaine

Algunos arquitectos y decoradores toman como indicio visitar el área en diferentes momentos del día y así observar cómo llega la luz durante la mañana tarde o noche. Debes ser muy observador, porque todos los espacios no iluminan uniformemente, y además verás lugares que se quedan oscuros en algún momento del día.

En este punto, además de tomar en cuenta las piezas de iluminación, es idóneo precisar el tipo de color de pareces o muebles que piensas ubicar.

Pero muy importante: en un apartamento pequeño es mejor aprovechar la iluminación natural al máximo con ventanas vestidas por cortinas de tejidos ligeros, para aprovechar los tonos de este tipo de iluminación, siempre en tonos suaves o neutros. Una vez determinada esta fase, podemos pasar a la organización de los puntos de luz.

Apliques de iluminación

Una de las instalaciones de iluminación que usan por excelencia los decoradores son los apliques lumínicos o iluminación empotrada.

Foto: debameubelen

La luz que proveen estos apliques de iluminación indirecta, dando mayor sensación de amplitud. Es un tipo de luz que destaca por no generar sombras, dando mayor ambientación y mayor relajación. Entre los apliques puedes instalar tiras led en pequeños focos en el techo, o en su defecto en la zona baja de la pared. Asimismo, puedes aplicar leds bajo muebles que estén suspendidos en la pared.

Foto: marbresbarcelona

Otra de las instalaciones de luz que provee de buena iluminación es la tira o recuadro led con algún difusor. Estas pueden simular una ventana al exterior, pues se puede instalar desde el encuentro entre la pared y el techo para que el espacio parezca más ancho. Este tipo de iluminación es la indicada para espacios oscuros, como un baño o habitación sin ventana, ya que se apoya sobre el concepto de iluminación indirecta de luz.

Artefactos de iluminación

Otro de los recursos es proveer de iluminación propia a cada rincón con una lámpara o instalación dedicada, y así crearás distintos ambientes, cada uno con un uso concreto. En la cocina es clave instalar una tira led en las bajomesadas, de forma que puedas recurrir a esa luz para alumbrar zonas oscuras en ese sector.

Foto: Gazzed

En el living puedes crear el área para la TV, independientemente del área para lectura con una butaca o sillón. Las zonas de trabajo como escritorios, o sillones de lectura, necesitan iluminación puntual para mejorar el desempeño físico, por lo que lo mejor son las lámparas de pié o de mesa con luz dirigida. Mientras que las zonas de relax puede ser idónea con lámparas de luz amarilla con pantallas de difusión.

Foto: Adam Christopher design

También sobre el concepto anterior, los decoradores siempre recurren a la iluminación de al menos 3 de las cuatro esquinas de una habitación o espacio pequeño. Con esta técnica, la cual puede aportar mucho confort, puedes jugar con la altura donde sitúes estos puntos de luz, pero nunca generando sombras, ya que esto hace que la habitación se haga más pequeña. Acá deberíamos usar lámparas de pié o de mesa con pantallas o difusore, o luminarias con bombillas cálidas expuestas. Un factor pro de este recurso es que no es incompatible con la iluminación empotrada o indirecta.

Siguiendo en los espacios pequeños, y si no que queremos es no abarrotar de artilugios el ambientes, es el uso de lámparas de diseño ligero, estas pueden ser de pie, apliques de pared o focos con brazo articulado en la pared, o lámparas de sobremesa.

Otros tips:

Redirección de luz

Para otorgarle mayor espacio a un lugar pequeño también podemos redirigir el haz de luz al techo o pared, o alguna zona superior a la cabeza, y lograrás separar visualmente el techo del suelo. Punto importante: la pared debe ser lisa, sin deformaciones o imperfecciones, sino quedarán todas estas a la exposición.

Focos de atención

Muchos decoradores parten del concepto de “pensar en conjunto”. Cuando iluminamos un ambiente o apartamento chico, pensemos que cuando algunas luces de techo estén apagadas, podríamos dejar algunas encendidas para otorgar ambientación. Y de esta forma, habrá iluminación suave a nuestro alrededor y en de trímetro, dará la impresión de haber mayor espacio.

 


Continua leyendo: